haiti.jpg

Después de pasar más de 100 días tras el terremoto, las calles de Puerto Príncipe siguen tal y como estaban justo después del terremoto y muchas personas que han acudido para cubrir las noticias de Haití, afirman que la situación es tan grave como justo después del terremoto, con la diferencia de que no se encuentran cadáveres por las calles, aunque las ruinas de las casas y de todo lo que se destruyó con el terremoto, sigue poblando por las calles de Puerto Príncipe.

Lo cierto es que lo principal para los haitianos es el alimento y poder volver a la normalidad cuanto antes y no es tan importante el hecho que todavía las ruinas de los edificios se encuentren en las calles, aunque ha pasado tiempo suficiente como para que las calles puedan haber mejorado el aspecto y poco a poco se pueda retirar las ruinas. Haití tardará muchos años en poder ser el país que anteriormente era Puerto Príncipe tardará en tener las viviendas que antes tenía para los haitianos, que siguen viviendo en tiendas de campaña improvisadas, un lugar poco recomendable en el que vivir.

La situación no es mucho mejor que la que se pudo ver después del terremoto, sobre todo teniendo en cuenta que una catástrofe de esta magnitud es todavía mucho más grave para un país que apenas tiene alimento con el que sobrevivir. Aquí la lucha por conseguir alimento cada día es lo fundamental para todos los ciudadanos y lógicamente prefieren comer cada día que tener una vivienda mejor.

Foto|Que